Cómo tomar acciones correctivas

mayo 11, 2021

En la actualidad hay una mayor integración de la “no conformidad” y de la “acción correctiva” como parte de un mismo proceso. La idea principal será: detectar los problemas, corregirlos y trabajar para que no vuelvan a ocurrir. 

Algunos ejemplos comunes de no conformidades son: 

  • Seguir un protocolo distinto a lo planificado para un proceso.
  • Falta de análisis y acciones ante un resultado no deseado.
  • Contratación no controlada con un proveedor.
  • Falta de control sobre los equipos de seguimiento y medición.
  • Falta de implantación de cualquier requisito establecido por la Norma o de la organización, en el Sistema de Gestión de la disciplina que aplique (ISO 9001, IATF 16949, ISO 22000 | ISO 14001, ISO 50001 | ISO 45001, ISO 39001 | ISO 27001, ISO 37001).

Algunos aspectos que determinan la eficacia en el manejo de las no conformidades son: 

  • establecer criterios sencillos e integrados con la operación de la organización;
  • afrontar con normalidad la existencia de problemas (orientación a la mejora y no penalización);
  • implementar de manera sistemática la reacción ante el problema detectado, su análisis y la planificación de acciones correctivas.

Los pasos generales que puedes seguir, a través de un plan de acción, para dar atención a una no conformidad son: 

1) Corrección de la no conformidad. Al detectar una no conformidad, es necesario actuar lo antes posible para minimizar las consecuencias inmediatas del problema.

2) Evaluar la necesidad de acciones correctivas. Evaluar y decidir si es necesario establecer acciones correctivas para que el problema no vuelva a ocurrir. 

3) Investigar la causa(s) raíz del problema.

4) En función de la gravedad de la causa del problema, su recurrencia de la no conformidad, o su relación con otras posibles no conformidades, establecer acciones correctivas, orientadas a eliminar la causa raíz de la no conformidad.

5) Implementar las acciones correctivas, a través de los responsables asignados para tal efecto.

6) Evaluar la eficacia de las acciones emprendidas, para cerrar el proceso. Ello implica que, después de implantar las acciones, comprobar el resultado final, para verificar si las acciones correctivas fueron eficaces (si han eliminado la causa del problema).

7) Si es necesario, actualizar los Riesgos y Oportunidades determinados en la planificación;

8) Si es necesario, hacer los cambios pertinentes al Sistema de Gestión.

Haz clic aquí para conocer Cómo reaccionar ante una no conformidad y además, podrás descargar algunos ejemplos de planes de acción.

Relacionados:

diciembre 14, 2020
3 razones por las que tu Sistema de Gestión no detecta los R&O claves
julio 8, 2021
El paso a paso para evaluar los aspectos ambientales y su impacto
julio 14, 2021
Para qué sirve un sistema de gestión ISO certificado
agosto 20, 2021
Cómo aplicar la ISO 14001 en tu empresa
abril 15, 2021
Conoces los Riesgos y Oportunidades para tu empresa

 

This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.